Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido






descargar 29.08 Kb.
títuloEsta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido
fecha de publicación27.10.2016
tamaño29.08 Kb.
tipoDocumentos
m.exam-10.com > Historia > Documentos
Notas del director

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido complementan el guión al dar idea del estilo visual y sonoro pretendido para la obra final, además de profundizar en detalles de estructura y planteamiento de la historia. Fueron escritas por el guionista / director con la intención de transmitir a quien las lea aunque sea una pizca del entusiasmo que tenemos quienes estamos involucrados en el proyecto.

El porqué.

Tenía unas cuantas ideas rondando en la cabeza, mayormente anécdotas de amigos y situaciones que me parecía interesante que aparecieran en una película (por ejemplo: los últimos días de una niña antes de su primer período, los inspectores de ruido, el doctor que condena a muerte a sus pacientes). También siempre me ha parecido muy atractivo el asunto de "cómo te cambia la vida el saber que estás muerto". Una vez que me pareció que había acumulado lo necesario como para armar algo, ese algo fue mutando de lo lindo hasta llegar al guión que ya habrán leído (espero, ya que aquí hablaré de los intríngulis de la historia y en particular contaré el final...). Así que "Ruido" ha resultado ser una cosa bastante existencialista, o, mejor dicho, totalmente existencialista. Y a riesgo de quitarle toda la gracia al desarmar el juguete, diría que Ruido es una muy poco pomposa perorata, pero perorata al fin, sobre la vida y sus usos. Es más, si quieren le pueden sacar este "mensaje": que vivir bien es tener amigos que te quieren,  divertirte, trabajar en lo que te gusta y ayudar a los demás. De hecho, cada uno de los amigos que se echa Basi tira para uno de esos lados: Méndez es un fanático del trabajo, Vera es una samaritana e Irene es una juerguista. Basi se empieza a sentir "vivo" cuando conoce a los tres (esto es horroroso, contado así parece un libro de autoayuda de supermercado). Como complemento me parecía bueno mostrar todas las posibles reacciones que una persona podría tener si le dicen que va a vivir poco: dedicarse a hacer lo que le gusta, a ayudar a los demás (el que se va a liberar esclavos a Sudán), a mejorar su propia situación (la limpiadora que abandona a su familia), suicidarse, etc etc. Y que esas reacciones no siempre, o en general pocas veces, eran para mejor: el dependiente de la tienda de RPG se enfrasca en su mundo imaginario, la limpiadora simplemente cambia de represor, etc. O sea, que no solo no vivimos bien sino que además no sabemos cómo podríamos vivir bien, no tenemos ni el concepto.
Quería explorar con Ruido la manera en que un grupo totalmente heterogéneo se crea, cómo esa gente tan distinta opta por juntarse con otros personajes aún más raros que ellos.
El enfoque por el que opté fue el de cero cuestionamiento: todos se llevan bien desde el comienzo, se tratan bien, lo pasan bien juntos, y ninguno intenta hacer prevalecer su punto de vista sobre el de los demás. Nadie llama "bestia" a  Méndez, ni cuestionan sus hábitos de droga, ni marginan a Vera por su edad, ni nada. Me parece muy atrayente eso de la "amistad sin vueltas ni condicionas ni censuras". En la misma línea, me parecía gracioso jugar con el estereotipo de cine yanqui de "dos policías muy dispares", que al principio se llevan a las patadas pero en el fondo se quieren: bueno, aquí Méndez y Basi se llevan genial desde el primer momento y en todo momento, y cada vez mejor, y lo mismo con el otro "dúo", el de Basi y Vera. O sea, nada del esquema "chico conoce chica - chico pierde chica - chico recupera chica" aplicado a "grupos" en vez de "chicas": la tensión en la historia no pasa por la formación del grupo a pesar de que el grupo es un elemento integral. Esto me parece atractivo además porque me parece que es como las cosas tienden a pasar en realidad, que hay como una "magia" o algo que no se puede explicar que hace que los grupos funcionen o no, y que desde luego no pasa por "avanzar a través de la resolución exitosa de conflictos".
Otra cosa con la que jugué es con la imprevisibilidad. Me atrae mucho en las películas (cada vez más) el factor sorpresa, el no saber qué va a pasar ni por qué derroteros van a agarrar. La fórmula, aún si está bien hecha, al final se torna pesada: ¿ustedes tienen ganas de ver otra película de "policía que defiende a testigo clave" o de "grupo de amateurs por los que nadie da un céntimo que deciden concursar a lo grande"?. Y me parecen muy molestas esas pelis en las que todo lo que se ve/oye cumple un cometido, explicadas al nivel del máximo común denominador, que si hacen un plano de un segundo sobre un desconocido sabes que el tipo va a jugar un papel importantísimo después, o que si alguien tose sabes que se va a morir de tuberculosis.
Ruido está planteado lo más imprevisible posible respetando su (dura) lógica interna. Nada pasa por azar, todo lo que ocurre fue "anunciado" previamente, pero me parece que sólo te das cuenta de eso si ves la peli ("lees el guión", por ahora) varias veces. ¿Por qué? Pues porque junto a las "señales" (la marcha fúnebre, las pastillas, el período, incluso el comienzo en un claro "flashback") hay muchas otras cosas que también están ahí, presentadas con el mismo énfasis (ninguno) y que no son señales de nada. Rizando el rizo, el Ruido está presente en la historia misma, en todos esos elementos que están en la historia y no se pueden explicar en función de ella. Esto me parece además que realza el realismo y le da más sensación de libertad a la película.
Con el sesudísimo tema de la vida entran dos símbolos que reaparecen a lo largo de la peli: la vida como ruido (por doquier) y la vida como sangre (Irene dona sangre, Vera está por menstruar, etc.). Y un montón de frases hechas y pistas sobre la suerte de Basi con las palabras "vida" y "muerte", o como que Basi se despierte con la marcha fúnebre de Mendelssohn... Muy a lo Alan Moore, el guionista de cómics (un ídolo mío).
En cuanto a la estructura, Ruido está planteada en cinco actos como las tragedias clásicas, por más que los 70 minutos de película son un largo flashback de Basi que, en sus 70 últimos minutos de vida, repasa sus últimos días mientras festeja con sus amigos bailando. En el primer acto presentamos a nuestro héroe y su vicisitud. En el segundo acto lo enfrentamos a problemas para los que claramente no es el más capacitado, terminando este acto en una situación sin aparente salida. En el tercer acto nuestro héroe saca fuerzas de flaqueza y comienza a remontar la situación. En el cuarto acto triunfa sobre todos los males que lo acosaban... Sólo para ser derrotado en el quinto acto por algo muy parecido al destino. Claramente, una tragedia. También en el estilo de la dramaturgia clásica, buena parte de los acontecimientos ocurren "fuera del escenario": hay un frecuente uso de la elipsis, especialmente para aquellos tramos que se prestarían más a la expresión intensa de emociones.
Por último: nada de autoreferencias, citas, cultura pop y otras bobadas: la única cita cinéfila es la de "El Ángel Exterminador" (Luis Buñuel, 1962), y tiene un sentido en la historia más allá de que si vieron la película la van a ubicar como una cita (los burgueses que no pueden salir, etc.). No me gustan las citas cinéfilas y/o de cultura basura, en general es un humor muy poco ingenioso y totalmente perecedero. Además de que rompe el "suspension of disbelief", la "ilusión de realidad": te baja de nuevo a tierra de una bofetada y te dice que lo que estás viendo es, simplemente, una película.

Estilo/Sensaciones

El estilo tiene que ser absolutamente sobrio. El tema y los personajes se prestan fácilmente para la exageración y la insoportabilidad: ¿la peli se llama Ruido? entonces sacudamos la cámara como en NYPD Blue, filmemos en Super8, pongamos hardcore en la banda sonora, que todo el mundo sobreactúe y grite... ya me entienden.
Lo que pretendo es que las cosas luzcan muy bien y naturales, pero nada tan bien como para distraer la atención de la historia: muy pocos movimientos de cámara, iluminación realista (¡¡nada de focos azules de noche!!), actuaciones contenidas, etc. Todo ello creo además que realza lo anodino de los personajes y las anécdotas, al presentarlos/as como verdaderas. En todo esto es crucial que la película parezca una película, no un video casero. Un ejemplo excelente de tratamiento sobrio de una historia totalmente desaforada es "El día de la bestia" (Alex de la Iglesia, 1996).
Obviamente aquí son fundamentales la banda sonora y la música. Bueno, son fundamentales en cualquier audiovisual, pero aquí la gente va a estar prestando especial atención (si la historia funciona) así que hay que aprovecharlo. Lo que pretendo para lo sonoro en Ruido es:

-Que el ruido vaya en aumento, acompañando el "cambio" en Basi

-Música con canciones tipo "power pop", guitarras distorsionadas haciendo melodías tarareables, con el añadido de trompetas. Esto me parece que puede quedar muy bien, una mezcla de agitación y leve tristeza. Las trompetas funcionaban muy bien en otra fábula urbana, "Nadie hablará de nosotras cuando hayamos muerto" (Agustín Díaz Yanes, 1995).

A tener en cuenta: ¡¡el ruido de fondo continuo mata los chistes!!. Esto lo descubrieron los Monty Python al mostrar unos rushes de "Los caballeros de la mesa cuadrada": con ruido de fondo constante la gente se reía muy poco o nada (imagínense).
Otra sensación que quiero mostrar/enfatizar desde la banda sonora es la siguiente: en la ciudad hace calor, se viene fin de año, la gente está en la calle muy ajetreada, día y noche. Esto en claro contraste con nuestro sufrido Basi. Siempre me pareció interesante la sensación de noche de verano donde a lo lejos se oyen sonidos de fiesta...
Más simbolismo barato: el calor constante como símbolo vital, la amenaza de lluvia como símbolo de muerte (cuando Basi está a punto de suicidarse y cuando lo suicidan).

Qué Montevideo/Locaciones

En Ruido, Montevideo no es un personaje sino un escenario para que los personajes corran, hablen, se peleen y se abracen y hagan el loco. Por tanto, el criterio al elegir las locaciones va a ser "¿qué lugar le va a dar más vida a esta escena?" (por oposición a, por ejemplo, "¿en que escena ponemos el Palacio Legislativo?").
En esa línea, lo que sí quiero es que las locaciones sean irreconocibles; que la gente asuma que la ciudad es Montevideo porque algunos personajes lo dicen y por cómo hablan los actores, pero no por lo que se ve.  Las locaciones tienen que realzar la idea de que la ciudad está llena de gente que se mueve, va y viene, grita y se pelea: se percibe como una energía vital. Ajena a Basi, por supuesto, que todo el tiempo quiere ir a dormir o a reflexionar frente al mar.


Equipo

Lo importante para mí al armar el equipo es tener gente que, además de que rinda bien, tome la peli como un proyecto suyo. Prefiero toda la vida a alguien así y con poca experiencia que a un técnico excelente pero por fuera del proyecto. Alguien que toma el proyecto como suyo puede llegar a desempeñarse muy bien, y transmite al grupo una energía que a mi me parece esencial (para Sidney Lumet también lo fundamental es que todos trabajen por el bien común, y según él todo el mundo lo hace menos los transportistas...).
Si además son excelentes profesionales, entonces pasa como aquí, donde tengo el honor de contar con Santiago Svirsky en edición y asistencia de dirección, con Daniel Machado en fotografía, con Daniel Yafalián en diseño, grabación y posproducción de audio, y con Natacha López en producción ejecutiva y dirección de producción.

Los personajes

Basilio/ es un infeliz. Chico inteligente y refinado, siempre se ha dedicado a dejar contentos a los demás. Empezó a estudiar ingeniería para dejar contentos a sus padres, abandonó la carrera para dejar contenta a su suegra, que no quería a su hija casada con un "estudiante vitalicio" y que igual le conseguía un currito en la agencia...

Su vocación: no la conoce, cree que no la tiene. Enamoradísimo de su mujer, una estirada que lo trata fatal; intenta todo para que ella lo quiera. Ella parece ser su razón de vivir, por eso el suicidio cuando es abandonado.

Tras su "rescate" azaroso vía Irene sigue en principio con su modus vivendi de contentar a todos. Se "deja llevar" al comienzo por sus nuevos amigos, como viviendo un tiempo extra que en realidad no le correspondiera. Progresivamente empieza a ser menos complaciente, menos sonriente, más agresivo, preocupado por encontrar una razón para vivir. Al final se apasiona por el grupo, el descubrimiento de la amistad, los fervores de Méndez (el trabajo), Irene (la diversión) y Vera (la entrega).

Todos lo aceptaron y trataron bien desde el comienzo. Ve a Irene y Méndez como dos 'fuerzas de la Naturaleza',  y quizás (sólo quizás) se haya enamorado de Vera.

Desde su intento de suicidio Basi pretende volver a su apartamento a dormir, pero no lo logra; de hecho no puede ni ir a cambiarse de ropa, atrapado en el vértigo de los otros. Y finalmente es el descansar lo que lo condena, al dormir tan profundamente los demás confunden su estado con un coma.

Basi se toma muy bien la ironía tremebunda de que empieza a "vivir" por sus amigos y termina de vivir por ellos: se contiene y no les explica que son los causantes de su muerte, porque su desahogo no justifica lo mal que se sentirían ellos si se enteraran. Prefiere disfrutar de sus últimas dos horas con ellos como si no pasara nada.

Méndez/ es un tipo inseguro, con mucha violencia fascistoide para compensar. Su clarísima vocación y total entrega a su trabajo no le impiden ser pésimo en él, causando más problemas de los que resuelve; pero no se da cuenta, él se ve como un profesional ejemplar, un maestro. Tremendamente ignorante, se cree sin embargo culto y hombre de mundo: piensa que un intelectual como él sólo pudo haber salido de su paupérrimo barrio y familia gracias a mucho esfuerzo y superación personal. Parece un hincha de fútbol hipertrofiado: machista, intolerante, bestia, propenso a la violencia. Pero se hace querer, el malnacido es una buena persona al fin y al cabo. Tras su estandarte de violencia tamaño familiar se oculta que en realidad era su esposa la que lo golpeaba a él.

Vera/ es una niña de 12 años. Introvertida, tímida, muy inteligente, terca y decidida, hace lo que sea para defender algo que cree que es justo. La deprime estar rodeada de gente a la que todo le da igual o sólo le interesan boludeces, y teme convertirse en uno de ellos cuando menstrúe por primera vez: para ella los adultos en general y las madres en particular son gente de lo más idiota. A pesar de todo, se esfuerza por ayudarlos. Irene es la única adulta a la que admira, y cuando le viene el primer período es a ella a quien recurre (Irene le tira las cartas para tranquilizarla en cuanto a su futuro...). El período le llega cuando, tirados en el parque,  acabó ya su "misión" e intenta decirle a Basi que lo quiere. Ah, porque Vera cree estar enamorada de Basi, que es además la primera persona que cree en ella y la ayuda, y que nunca le cuestionó nada por su edad. En la escena penúltima (y la primera ) parece haberse decidido a hablarle a Basilio.

Irene/ es una chica alegre, extrovertida, hiperactiva. Su principal actividad es divertirse, frecuentemente de maneras poco convencionales, pero nunca a costa de los demás: siempre está viendo cómo ayudar a los amigos, así los acabe de conocer. Parece una fuerza de la naturaleza, una encarnación de un espíritu lúdico, llena de energía (símbolo de ello es que sea donante universal de sangre). El tema de la simbología sangre/ vida/ menstruación/ maternidad/ luna se enlaza con el de Vera. Irene siente una atracción más bien maternal hacia Basi, y con Vera lleva una relación tipo maestra - alumna brillante (como la que Méndez siente que tiene con Basi).

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconNotas sobre la historia de la “paradoja de los gemelos” en las Teorías de la Relatividad

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconEn la actualidad, la apariencia física es un factor muy importante...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconEl objetivo de esta plática es lograr que el aspirante tenga los...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconLa investigación está muy ligada a los seres humanos, esta posee...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconResumen El artículo recorre la penosa historia de los hospitales...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconEl encuentro consistió en la presentación de una serie de trabajos...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconUna serie de ensayos del presidente Ikeda en los que reflexiona sobre...

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconElabora un dibujo sobre algún paisaje de Caripe que más te haya gustado....

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconEntrevistas a personajes importantes sobre los finales felices Pàg. Nº 28

Esta es una serie de notas sobre Ruido, sobre la motivación, la historia, los personajes y la apariencia planeada para el telefilme. En algún sentido iconEl Prof. Andrés Lozano, líder internacional en esta técnica, impartirá...






© 2015
contactos
m.exam-10.com