Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I






descargar 140.01 Kb.
títuloClaves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I
página2/5
fecha de publicación29.03.2017
tamaño140.01 Kb.
tipoDocumentos
m.exam-10.com > medicina > Documentos
1   2   3   4   5

METODOS
Un análisis de los cosméticos faciales se diseñó sobre la base de puntos de referencia clave de interés para el tratamiento ortodóncico y quirúrgico - ortodóncico óptimo. Las áreas de exploración fueron utilizadas para el diagnóstico, la planificación del tratamiento de ortodoncia (patrones de extracción), y la planificación del tratamiento quirúrgico. La película de rayos x cefalometrica no fue utilizado para el diagnóstico de problemas esqueléticos, pero se utilizó para probar los datos de exploración facial por una variante del proceso de VTO (objetivo visual del tratamiento)
El punto más importante en el análisis adecuado de la estética facial es el uso de un formato clínico. El examen no debe basarse en la película de laboratorio de rayos x estática y representación fotográfica del paciente solo. Películas y fotografías de rayos X cefalométricos pueden colocar incorrectamente la orientación del paciente cabeza, posición cóndilo, y la postura de los labios. Esto puede llevar a un diagnóstico incorrecto, la planificación del tratamiento, y el tratamiento en si. Estas variables pueden ser controladas por el médico durante el examen clínico del paciente, en contraposición a la falta de control que se encuentra con los laboratorios comerciales, asistentes dentales, o técnicos de laboratorio. Esto no quiere decir que los registros comerciales no son parte del registro permanente, pero el registro clínico controlado, fiable, médico - verificado es imprescindible para asegurar la precisión.
Postura natural cabeza, la relación céntrica (posición cóndilo superior), y la posición de labios relajados pueden ser evaluados y mantenidos en la oficina para que los datos de exámenes válidos se puedan recoger. Mediante el examen del paciente en este formato, los datos facial - esqueléticos fiables se pueden obtener mejorando el diagnóstico, la planificación del tratamiento, el tratamiento, y la calidad de los resultados. La posición natural de la cabeza es preferido debido a su exactitud demostrada sobre puntos de referencia intracraneales. La posición natural de la cabeza tiene una desviación estándar de 2 ° en comparación con un 4 ° a 6 ° desviación estándar para los distintos puntos de referencia intracraneales en uso.
La posición natural de la cabeza es la orientación de la cabeza del paciente, que asume de forma natural. Los pacientes no llevan sus cabezas con el Frankfort horizontal paralelo al piso. Por lo tanto este punto de referencia no debe dictar la postura de la cabeza se utiliza para la planificación del tratamiento. Nivelada, al plano de Frankfort horizontal crea un perfil de Clase III (protrusión de la barbilla) con valores cefalométricos consistentes con el incisivo superior sobresaliente y un incisivo inferior retruido. Un nivelado, inclinado Frankfort horizontal, crea un perfil de Clase II (retrusión mentón) con los valores cefalométricos consistentes con retracción de los incisivos superiores y sobresalientes incisivos inferiores . Cambios esqueléticos hechos sobre la base de estas orientaciones esqueléticas inapropiados se verá bien en la película de la cabeza, pero no cuando el paciente asume la postura natural de la cabeza. Cuando se realizan cambios esqueléticos relativos a la posición natural de la cabeza no está asegurado el resultado el perfil de los tejidos blandos.
Todos los datos de los exámenes deben ser registrados en relación céntrica ya que los resultados ortodóncicos y quirúrgicos son estrictamente en esta posición para producir función precisa. La relación céntrica, tal como se utiliza en este artículo, es la posición más elevada descrita por Dawson. Si se toman películas cabeza en una posición, todas las relaciones interarcada son incorrectos. Postura de la mandíbula puede disminuir la gravedad de Clase II (Fig. 2) y aumentar la severidad de las relaciones de Clase III (Fig. 3). Los modelos pueden indicar y aclarar la verdadera posición de la mandíbula, pero los pacientes también pueden adoptar una postura durante la fabricación del modelo de cera de mordida. La única evidencia directa de postura es la representación tomográfica del cóndilo en la eminencia en lugar de en la fosa glenoidea. Por desgracia, las tomografías no se toman como una ayuda para la el diagnóstico de rutina en ortodoncia ni para la elaboración quirúrgica.

La relación céntrica se puede establecer como sigue:

1. Paciente en posición de sentado 45 °

2. Utilice calentado, un pedazo de doble espesor de placa base de cera rosada.

3. Guía de la apertura y cierre de primer contacto de los dientes, posición no desviada.

4. Recorte la mordida de cera en las superficies vestibulares de los dientes.
5. Repita el paso tres.

6. Lave la mordida de cera en agua fría.

7. Repita el paso 3.

Cierre guiado consiste en la manipulación suave de la barbilla en la dirección del arco de cierre y no implica más que una suave presión en dirección posterior. El cierre se detuvo en el primer contacto de los dientes debido a desviaciones de la mandíbula empiezan en ese punto la alteración esquelética (barbilla) y las estructuras de la línea media de los incisivos inferiores durante el análisis facial. La mordida de cera se utiliza para las películas de cabeza, tomografías, modelo de montaje y análisis facial. Esto garantiza la coherencia de los resultados de datos y tratamiento.

Este posicionamiento de los cóndilos se ha demostrado consistente con el poder céntrica Roth en el indicador de posición mandibular (MPI) y el estudio tomográfico. La técnica descrita anteriormente debe ser confiable en la ATM, los pacientes se resolvieron sin síntomas.

La posición relajada labio se obtiene mientras el paciente está en relación céntrica por el siguiente método:

1. Pida al paciente que relaje.

2. acariciamos los labios suavemente.

3. Tomar múltiples medidas en diferentes ocasiones.

4. Hacer observación casual mientras el paciente no es consciente de ser observado.
Este método asegura exactitud en el diagnostico de los tejidos blandos. Planes quirúrgicos derivados de estas mediciones serán correctos. El paciente debe estar en la posición relajada de labios porque demuestra el tejido blando, en relación con los tejidos duros, sin compensación muscular, y sin anormalidades dentoesqueléticas. Falta de armonía vertical entre las longitudes de los labios y la altura del esqueleto (exceso vertical del maxilar, la deficiencia vertical del maxilar, protrusión mandibular, retrusión mandibular con mordida profunda) no puede evaluarse sin la postura de labios relajados.Posiciones existentes y los cambios necesarios en la exposición del incisivo superior, brecha interlabial, longitud del labio, y la proporción se pierden en la posición de los labios cerrados. Posición de cierre de labios puede ser adecuada para los casos normoesqueletales pero es totalmente insuficiente para la evaluación de la falta de armonía esquelético (. Figuras 4 y 5). Cuando el contacto labios (distorsión), la mordida se debe abrir (Fig. 4, B) mediante la colocación de una mordida en cera entre los dientes hasta que los labios separados en la postura de reposo. Mediante el uso de esta postura mordida abierta, se evita la longitud del labio y la distorsión de la posición. Problemas cosméticos de tejidos blandos pueden ser evaluados en relación con los cambios de mordida necesarios.

Con la postura natural de cabeza, la relación céntrica, y la posición relajada de labios, el paciente se visualiza en los tres planos del espacio:
1. anterior -posterior

2. transversal

3. Vertical
Las características clave elegidos para este examen facial son los que conducen a ortodoncia correcta, así como los resultados quirúrgicos. Dos factores fueron importantes en lo que respecta a cómo se formuló este examen:


  1. Las características específicos que fueron seleccionados para su inclusión.

  2. Los valores normativos para las características seleccionadas.


Al igual que con la cefalometría, hay cientos de características faciales de tejidos blandos que se han estudiado. Este examen consiste en 19 de estos rasgos. La inclusión de un rasgo dentro del estudio era dependiente de la alta significación de los rasgos faciales a los resultados de ortodoncia y quirúrgicos exitosos. El examen de los rasgos claves en tres planos del espacio era necesario. Los valores normales son una combinación de estudios anteriores (Tabla I) y 20 años de experiencia quirúrgica.
El uso de la experiencia quirúrgica para evaluar los cambios existentes y necesarios de la cara se supone que es mejor, pero el arte es una parte necesaria de la belleza facial. También hay un problema con el uso de valores normativos. Los estudios faciales originales, identificaron diferentes valores normativos y no estudiaron todos los rasgos significativos. Un ejemplo de la variabilidad es el ángulo nasolabial (Tabla I). Burstone7 reporta un rango de 73,8 ± 8 , Legan8 102 más o menos 8 , Farkas 29 99.1 ± 8.7 (Female ) , UMKC38 104,9-116,7 y Lehman39 102 más o menos 8. Existen Muchas razones para la falta de coherencia entre los distintos estudios normas (Tabla II), incluyendo las siguientes:
1. Diferentes orígenes raciales dentro de las poblaciones de estudio.

2. Algunos estudios contenían maloclusiones, mientras que algunos estudios tenían mordidas normales o sólo oclusiones Clase I.

3. Algunos estudios estaban en posiciones de labios cerrados, mientras que otros estaban en posición relajada labio.

4. Algunos estudios utilizaron películas cabeza orientados a las estructuras base del cráneo, otros estaban en la posición natural de la cabeza.

5. Algunos valores eran de medición clínica, aunque la mayoría eran de radiografías cefalométricas.
6. La forma exacta de medir el mismo rasgo puede ser diferente de un estudio al siguiente.

7. Algunos estudios contenían pacientes que no estaban bien desarrollados.

Con la discrepancia de las normas, cada paciente que se examina debe ser estudiado con las normas apropiadas para ese paciente (raza, la edad, la postura de labios, orientación de la cabeza). Normas deben utilizarse como orientación, pero no como pautas absolutas para los cambios. Al hacer las siguientes tres preguntas, el mejor plan de tratamiento se hace evidente:

1. ¿Cuál es la calidad (buenas o malas) de los rasgos faciales existentes?

2. ¿Cómo el movimiento dental ortodóncico para corregir la mordida afectando los rasgos existentes (positiva o negativamente)? Si el movimiento dental ortodóncico necesarios para obtener resultados de corrección de mordedura en declive equilibrio facial inaceptable, la cirugía está indicado para evitar este resultado facial negativa (es decir, abriendo los ángulos nasolabial con extracciones de premolares superiores, en pacientes clase II).

3. ¿Cuándo será necesario, que la cirugía (maxilar, mandíbula, o ambos) necesiten normalizar los rasgos negativo y mantener los rasgos faciales positivas mientras se mantenga la corrección de la mordida?

El plan de tratamiento ideal debe ser formulado alterando los rasgos faciales de la manera más positiva, mientras se corrige la mordida. El plan de tratamiento debe ser de ortodoncia, ortodóntico o quirúrgico según se determina mediante el examen facial. El movimiento dental ortodóncico puede satisfacer la mordida y la corrección facial o la cirugía de uno o ambos maxilares puede ser necesaria. Existen cuatro posibles tratamientos para cada paciente : ( 1 ) la ortodoncia solamente, ( 2 ) la ortodoncia más cirugía maxilar inferior , ( 3 ) la ortodoncia más cirugía maxilar superior y ( 4 ) la ortodoncia además tanto la cirugía maxilar superior e inferior . Se elige el tratamiento que optimiza la oclusión (mordida y ATM armonico), equilibrio facial, la estabilidad y la salud periodontal. Si el tratamiento perjudica al paciente, no debe realizarse.



Fig. 1. El paciente con mal oclusión Clase I A, Cuando la postural horizontal se usa para evaluar el balance facial, la verdadera apariencia facial es vista. La horizontal de Frankfort no afecta el posicionamiento de la cara y por consiguiente tampoco en las decisiones ortodonticas o quirúrgicas. B, la cabeza del paciente está orientada para la cefalometría de la horizontal de Frankfort. Cuándo el porion es relativamente superior y/o orbital es inferior, el resultado de la horizontal de Frankfort es plano. Cuando el plano de Frankfort esta nivelado hacia el piso, la barbilla es rotada hacia adelante y el paciente aparece como Clase III. C, la cabeza del paciente está orientada para la cefalometría de la horizontal de Frankfort. Cuándo el porion es relativamente inferior y/o orbital es superior, el resultado de la horizontal Frankfort es pronunciado. Cuando el plano de Frankfort está nivelado hacia el piso, la barbilla es rotada de regreso y el paciente aparece como Clase II.



Fig. 2. El paciente con mal oclusión Clase II, con cóndilos en posiciones diferentes. A, Con el cóndilo ubicado en la posición más alta de la fosa, el patrón esquelético Clase II es aparente, revelando una posible necesidad quirúrgica para el alargamiento de la mandíbula inferior. B, La misma Clase II con retrusión mandibular, la mandíbula inferior adopta una postura hacia adelante. (Si las radiografías de la cefalometría son de una postura incorrecta, los modelos y/o las tomografías pueden indicar la verdadera posición de la mordida.) El laboratorio cefalométrico de los rayos x, puede fallar en la Clase II relación esquelética por adelante, adoptando una postura exagerada de la mandíbula durante la adquisición de rayos X. Un incorrecto diagnóstico, quirúrgico y un plan de tratamiento pueden resultar de esta postura mandibular errónea.



fig. 3. El paciente con maloclusión Clase III con cóndilos en diferentes posiciones. A, A Un paciente con maloclusión Clase III con cóndilos situados en la posición de la fosa superior. B, Algunos pacientes con maloclusiónes Clase III la postura de la mandíbula baja hacia adelante. Cuando los dientes golpeen de un borde hacia otro borde. (Si los rayos x dela cefalometría son puestos incorrectamente, modelos y / o las tomografías pueden indicar la verdadera posición dela mordida.) La postura anterior empuja a los cóndilos hacia delante de la posición de la fosa superior, lo que incrementa la severidad dela ClaseIII. Esta postura de la posición del cóndilo puede falsamente indicar la necesidad de una cirugía mandibular hacia atrás.



Mordida profunda “A” Mordida abierta “B”

Fig. 4. Cuando la mordida es profunda causando la relajación de los labios para contactar y comprimir, el tejido suave no puede ser evaluado correctamente. La mordida debería ser abierta hasta que los labios no puedan tocarse. En esta posición el verdadero largo de los labios puede ser medido sin la interferencia del labio producido por la mordedura con cierre excesivo. La mordedura de cera se usa para abrir la mordedura. A, El paciente con una mordida profunda y labios cortos es creado por una mordida con cierre excesivo, dando como resultando una compresión de los labios. El largo de los labios es normal, pero el cierre excesivo comprime los labios, acortando a su longitud real. B, la adecuada examinación del paciente es con la mordida abierta hasta que los labios ya no estén comprimidos. El tratamiento planificado quirúrgico y/o ortodontico puede ser realizado adecuadamente cuando el verdadero largo de los labios y la postura este revelada por una mordida abierta. Los movimientos esqueléticos son necesarios para producir una ideal relación (por ej. El diente superior hacia el labio) puede ser planificado.



Mordida abierta Labios cerrados “B”

Labios relajados “A”

fig. 5. El paciente con un maxilar vertical excesivo es representado. A, Cuando la longitud esquelética es larga, los labios necesitan ser evaluados en una posición relajada. Esta posición revela una desarmonía entre el esqueleto y el tejido suave. B, Cuando la longitud del esqueleto es larga, la posición del labio cerrado camufla la verdadera relación entre los labios y la estructura esquelética. Ningún plan puede ser realizado desde la posición cerrada de los y cuando existe una desarmonía esquelética.
1   2   3   4   5

similar:

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconExamen, diagnóstico, fichado y plan de tratamiento

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconPara el Tratamiento de Ortodoncia de Nombre

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconClaves histopatologicas en el diagnostico de las alopecias

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconUrgencias en ortodoncia ¿que hacer si tienes una emergencia de ortodoncia?

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconGuia para los candidatos: Principales ideas del diagnóstico y propuestas...

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconSistema Inteligente para el Diagnostico, Tratamiento y Control de la Diabetes

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconDe identidad de género guía clínica para el diagnóstico y tratamiento

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconGuías para Diagnóstico, Prevención y Tratamiento de la Osteoporosis 2004

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconDiagnóstico genético para el tratamiento de la hipercolesterolemia familiar: realidad o ficcióN

Claves faciales para el diagnostico y plan de tratamiento de ortodoncia. Parte I iconDiagnóstico genético para el tratamiento de la hipercolesterolemia familiar: realidad o ficcióN






© 2015
contactos
m.exam-10.com